Hernia de disco - Ciática

¿Qué es la hernia de disco?

Es un desplazamiento del disco intervertebral que puede presentarse a varios niveles, cervical, torácico o lumbar; la herniación del disco produce compresión y lesión de las raíces nerviosas que salen de cada nivel vertebral con el consiguiente dolor e incapacidad motriz.

Síntomas

Dolor de espalda, este puede ser en región del cuello por cervicales. En región torácica y las más frecuentes en región lumbar, que puede ser conocido como ciática.

El tratamiento se denomina: Discólisis

Este es el tratamiento más novedoso de las hernias de disco, en la cual se aplica directamente ozono al disco a través de una instrumentación, es técnica europea, ampliamente usada en Italia, Alemania y España, no requiere anestesia, ni necesita hospitalización.

No es cirugía abierta, no deja secuelas y es poco incapacitante; el éxito es entre el 82% – 96% y a menor costo.

La columna vertebral o espinal dorsal tiene 33 vértebras separadas por discos intervertebrales.

Las hernias de disco se producen en cualquier zona de la columna, las más frecuentes son en las vértebras lumbares (lumbalgias).

El disco está situado entre cada una de las partes óseas de la columna. Actúan como amortiguadores a impactos de la columna.

El disco está formado por 2 partes:
1.- Anillo fibroso exterior duro y fibroso.
2.- Núcleo pulposo interno, gelatinoso y blando.

 

La hernia discal

Se produce por la degeneración del disco o por una continua presión en la columna (sobrepeso), el núcleo pulposo se sale del anillo fibroso comprimiendo las raíces nerviosas (lumbalgia).

Síntomas

Dolor local e irradiado a la pierna tipo calambre o eléctrico, debilidad con el tiempo, hay disminución de la fuerza de la pierna, adormecimiento en glúteos, rodillas o dedos del pie, con el tiempo se pierde la sensibilidad en la pierna afectada.

Diagnóstico

A través de una historia clínica y su exploración con los signos de dolor y compresión nerviosa.

RX simple y dinámicas de columna, tomografía

Axial o resonancia magnética nuclear (R.M.N.). El tratamiento con ozono es un novedoso y bien documentado tratamiento.

Los resultados son iguales o mejores que con cirugía, con el 85- 90% de buenas respuestas; no requiere anestesia general, es ambulatorio (no necesita hospitalización), no deja problemas de cicatriz y la recuperación es casi inmediata, además las complicaciones son mínimas.

El tratamiento se complementa con:

1.- Sesiones de ozono paravertebral a los lados de la columna.

2.- Estimulación eléctrica nerviosa (interferenciales).

3.- Ultrasonido antiinflamatorio.

Comience a escribir y presione Enter para buscar